Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando entradas de marzo, 2014

Buenas noticias ¡por fin!

Ayer fue uno de esos días que comienzan normales y acaban de maravilla! Para empezar, cuando me desperté le dije a mi chico que había soñado con la operación y que todo salía bien. Que había visto al bebé por primera vez en sueños y que tenia mucho pelo moreno. También es verdad que al Peque me lo imaginaba así antes de nacer y luego nació como una bombilla de calvo, con una mínima pelusilla casi transparente y tardó mucho en salirle el pelo...

Mi madre me recogió temprano porque tenia que ir a hacerme los análisis del ultimo trimestre y después decidimos irnos a desayunar y a un centro comercial porque quería comprarle al Peque ropa para su cumpleaños y así la escogía yo.
Justo al llegar a la tienda me llamó mi ginecóloga por teléfono para decirme si por la tarde me podía pasar por el hospital ya que el doctor que me había visto en la semana 26 y que había detectado la sospecha de acretismo placentario quería verme de nuevo para ver como estaba la cosa y tener una idea de las medidas…

34 semanas y preparando la maleta!

Ya estoy de 34 semanas y media y esto empieza a pesar... De momento he puesto 9 kilos que no son muchos teniendo en cuenta el reposo relativo pero cada vez me encuentro más limitada para hacer ciertas cosas o con menos fuerzas.
Esta semana me he empezado a encontrar más cansada y sobre todo con más molestias. La semana que viene tengo cita con la ginecóloga y seguramente me programará la operación para mediados de abril, así que viendo como me encuentro y lo poco que queda he empezado ya a organizar las cosas que me tengo que llevar al hospital.

Cuando fue a nacer el peque terminé de hacer la bolsa la misma mañana que rompí aguas pero ahora quiero estar más preparada no sea que tengamos un susto en estas semanas que quedan y tenga que salir corriendo.
Aquella vez llevaba una maleta que parecía que me iba a quedar en el hospital a vivir. Para el peque llevaba pijamas y conjuntos para cada día y, lógicamente, la mitad de la ropa no se la puse porque, aparte de que era mucha, el niño est…

#Papilovale

Siguiendo la idea de Luci de Mami también existe me uno a este #papilovale para hacerle un pequeño homenaje a ese hombre tan maravilloso que el peque y yo tenemos la suerte de tener a nuestro lado.
Hemos pasado por mucho y muchas cosas desde que nos conocimos hace ya la friolera de 15 años y siempre me ha demostrado que está al pie del cañón y que puedo contar con él para todo.

Antes de nacer el peque ya sabia que iba a ser un padre estupendo pero aun así ha superado con creces mis expectativas y más en estos meses donde al pobre le toca cargar con todo con más paciencia que un santo y sin quejarse para nada aunque a las once de la noche este ya durmiendo en el sofá de agotamiento.
Un padre que siempre está pendiente del peque, que se da patadas en el culo cuando sale de trabajar para llegar a casa a una hora decente y poder bañarlo y jugar con él, que se encarga de hacerle comidas y cenas y que siempre está dispuesto a jugar o leer un cuento.
Un padre que ha cambiado sus mañanas de f…

La cama del Peque.

El peque lleva alrededor de una semana durmiendo en su "cama rande" como él la llama (cama grande para el resto de los mortales) y está encantado.

La verdad es que se ha acostumbrado muy rápido y muy bien. Fue con nosotros a elegirla y comprarla, ayudó a su padre a montarlo todo y estuvo unos días viéndola montada en su habitación pero sin poder acostarse en ella porque nos faltaba vestirla.

Cuando llego el día de acostarlo ya estaba más que concienciado y además le pasé de la cuna su gasita y su peluche de Mickey Mouse para dormir y que no extrañara demasiado.
Vio las sabanas de dinosaurios que habíamos comprado juntos y su edredón de Cars y le gusto mucho meterse en la cama.

Se durmió bien y esa noche se despertó para pedir agua y volvió a dormirse sin demasiado esfuerzo.
Ha estado un par de noches así, despertándose para pedir agua o que le diéramos la mano pero se volvía a dormir rápido hasta que se ha acostumbrado del todo y vuelve a pasar las noches durmiendo del tirón…

Mi cesarea respetada II. Mi experiencia

Cuando nació el peque ya os conté como fue su llegada al mundo aquí. Os conté como rompí aguas, como llegamos al hospital y como todo iba muy bien hasta que me tuvieron que hacer una cesárea de urgencia por un desprendimiento de placenta. Como os decía el lunes, nadie está libre de que surjan complicaciones durante el parto (aunque no es lo normal eh! que tampoco quiero asustar a nadie!!!)

Cuando las constantes del bebé se vinieron abajo y no remontaba, la ginecóloga lo tuvo claro: había que hacer una cesárea de urgencia inmediatamente pero tengo que reconocer que delante mía todos se comportaron de manera tranquila sin ponerme nerviosa en ningún momento.
El anestesista, que ya no se separó de mi lado hasta que acabó la operación, me iba dando ánimos y diciendome que no pasaba nada y la matrona me decía que era una pena que acabara así con lo bien que iba todo.

Entramos en quirófano, me pasaron a la mesa de operaciones, pusieron la tela verde para que no viera lo que pasaba, me pusier…

Mi cesarea respetada I. Consejos

En estas semanas le he estado dando muchas vueltas al tema de la cesárea y la operación a la que me voy a enfrentar. No será la primera, ya que el peque nació también por cesárea, en este caso de urgencia y por ello he estado buscando y viendo opiniones de personas que se habían enfrentado a lo mismo que yo y no me ha gustado lo que me he encontrado ya que casi todas las opiniones o relatos eran de "partos robados", separaciones madre- bebé, cesáreas innecesarias y madres muy descontentas con la atención recibida o sus partos. Por otra parte, revisando los papeles que nos dieron en las clases de preparación al parto te explican muy bien como identificar los síntomas, que hacer, como empujar y respirar o los cuidados postparto pero no hay ninguna referencia a la cesárea.
Como os digo, yo ya he pasado por una y se a lo que me enfrento. Además, el hospital donde voy ya me demostró que eran muy respetuosos acerca del vinculo madre-bebé y no te separan de tu hijo en ningún moment…

¿Estas embarazada? ¡Hazte fotos!

Cuando estaba embarazada del peque no le di mucha importancia al tema de las fotos. Me hice algunas en casa, cuando me arreglaba o me veía bien y otras un poco más personales que me hizo mi chico al final del embarazo pero poco más.
Después, navegando por internet fui descubriendo fotos y sesiones de embarazo maravillosas y me dio mucha pena el no habermelas hecho yo pero la verdad es que tampoco me sentía cómoda ni segura para ponerme en manos de ningún fotógrafo, así que esta vez y además estando segura de que va a ser el ultimo y teniendo más tiempo libre, me he ido haciendo fotos cada poco tiempo y he estado buscando inspiración en internet para sacar ideas tan chulas como estas y tener un bonito recuerdo de mi embarazo el día de mañana.






La de los zapatos me encanta y ya lo he hecho y con la de la barriga vista desde arriba estoy en ello! La foto de los imperdibles me parece genial para anunciarlo.
También hace tiempo que descubrí esta pagina y la guardé para cuando llegara el mom…

Otro niño ¡y encantada por ello!

Mi barriga de casi 32 semanas ya no se puede ocultar debajo de nada y es inevitable que la gente te mire, te desee que todo salga bien, te diga que qué poquito te queda y la pregunta más escuchada: ¿NIÑO O NIÑA?.
Y entonces se produce un hecho muy curioso... Si voy sola y digo que es niño la respuesta de la gente, sobre todo de las mujeres más mayores, suele ser que qué alegría, que bien y que lo críe con salud (que es una frase muy escuchada en Andalucía). Pero si voy acompañada del peque la cosa cambia... En este caso las respuestas son más del tipo "bueno, pues lo importante es que venga bien..." o "bueno, pues así te animas luego a por la niña". Y yo me quedo con una cara de tonta.... Y os prometo que cuando digo que viene otro niño lo digo contenta y sonriente, que no estoy llorando ni nada de eso pero parece ser que hay que tener la parejita por narices.

Pues si, voy a tener otro niño y estoy encantada con ello. Mi peque va a tener un hermano con el que compa…

Sindrome del nido y preparamos la habitación

Esta semana, después de la visita a la ginecóloga he empezado a ser consciente de lo poco que queda para que mi bebé venga al mundo. Y me ha entrado un agobio tremendo....

Con el peque no me entró el llamado síndrome del nido y fuimos haciendo las cosas muy poco a poco. Tanto, que la misma noche que rompí aguas terminé de organizar la bolsa del hospital.
También es verdad que lo hacia todo poco a poco y sin prisas, las cosas llegaban a casa de forma escalonada y solo había que ubicarlas. Pero esta vez había que hacer más cambios como volver a organizar la habitación para que pase a ser de dos, sacar, lavar y organizar toda la ropa en los armarios, ver lo que vale y lo que no, y aun queda por sacar el moisés y el carrito pero eso ya sin tanta prisa.

Pues con todo este agobio le fui a mi chico el otro día medio llorando que parecía que el niño iba a nacer mañana y yo no tenia nada preparado. Estaba tan saturada que si por mi hubiera sido esa misma noche hubiera empezado a organizarlo to…